Evolucionan los negocios en México, gracias a la IA

En ese sentido, México destaca por la inversión e interés que las empresas han hecho en la materia y se posiciona entre los dos principales países regionales donde más se considera este tipo de tecnologías. 20/08/18
 

Por: Reseller / Agencias

Los avances y el uso de diversas tecnologías disruptivas, como la Inteligencia Artificial (IA), representan oportunidades para la generación de crecimiento económico y creación de valor social. De acuerdo con PwC, (por sus siglas en inglés Price Waterhouse Coopers), la IA aportará hasta 15.7 billones de dólares al PIB mundial para el 2030, por lo que se convertirá en una fuente relevante para el crecimiento en la economía. La derrama no será igual para todas las regiones del mundo, por ejemplo: China capturaría el 45%, Norteamérica el 24%, Europa el 16% y América Latina obtendría el 3%.

Por su parte, Everis realizó en 70 empresas el estudio “El impacto de la IA en el emprendimiento en América Latina”, donde identificó que el 65% considera que el uso de técnicas de Inteligencia Artificial es parte de procesos relevantes para aportar a un negocio.

De acuerdo con el director de Arquitectura Digital e Inteligencia Artificial de América de Everis, Alberto Otero, la Inteligencia Artificial en el emprendimiento está en una etapa temprana en Latinoamérica (32%), sin embargo, mencionó que las grandes empresas son las primeras en adoptar las nuevas tecnologías. Así mismo, refirió que las PyMEs también automatizan sus procesos manuales y les genera mayor precisión y reducción de costos en diferentes rubros. En ese sentido, México destaca por la inversión e interés que las empresas han hecho en la materia y se posiciona entre los dos principales países regionales donde más se considera este tipo de tecnologías.

Actualmente, diversos sectores productivos mexicanos se han visto beneficiados por el uso de IA en sus productos o servicios, tal es el caso de SAP Concur, una herramienta en la nube que administra cada peso que gastan corporativos y PyMEs en viajes de negocio, donde los líderes actuales de finanzas controlan costos y flujos de efectivo asociados con gastos, viajes y facturas.

Considerando otro ejemplo donde se aprovecha la IA es en aplicaciones que controlan el gasto preciso del kilometraje que utilizan aquellos colaboradores que viajan en la ciudad y en carretera, ya sea en autos propios o proporcionados por las empresas, donde el beneficio para el usuario es: mayor facilidad en la comprobación de gastos, mayor precisión y cumplimiento de sus traslados; mientras que para las empresas, el beneficio es: detectar nuevas oportunidades de ahorro, reducir fraudes hormiga y evitar cálculos imprecisos en los reportes de kilometraje que llegan a representar entre el 20 y 25% de los presupuestos comprobados.

En este sentido, la IA también se refleja a soluciones que permiten que los datos presupuestarios sean visibles casi en tiempo real y procesables donde cada propietario de presupuesto ve lo que está sucediendo y lo que está por venir, brindándole el poder de actuar ante cualquier situación antes de que sea demasiado tarde.

De igual forma, otra industria que se ve obligada a adaptarse a las nuevas condiciones de los mercados, es la bancaria, donde la IA sirve como ventaja competitiva para implementar nuevos métodos como el aprendizaje automático o el aprendizaje profundo, mismos que ayudan a las entidades en numerosos campos, donde el machine learning y deep learning son el punto de partida para comenzar con la transformación y crear productos que aporten valor a sus clientes y puedan extraer datos relevantes de Big Data, búsqueda de patrones que faciliten ofertas personalizadas, ajustes de precios o detección de procesos de fraude bancario.

El beneficio que el negocio bancario obtiene con estas prácticas tecnológicas es: saber qué servicios le interesan a cada tipo de usuario mediante la segmentación de clientes, detectar posible gestión de riesgos (en el caso de préstamos que naturalmente están asociados al posible impago), técnicas contra fraudes y mayor rentabilidad en sus negocios.

Ante este panorama, el papel de la IA es un referente tecnológico, debido a que son capaces de cambiar patrones de conducta en pro de los objetivos productivos de las organizaciones, sin embargo, si las empresas no están preparadas para este tipo de cambios, estarán en desventaja y tendrán que poner especial atención para revisar y analizar sus estrategias de transformación en función a las que actualmente existen.