25 años del world wide web

Lo que hace 25 años era un experimento, ahora es uno de los motores clave para el desarrollo económico mundial. 12/03/14
 

Por: Reseller / Agencias

El británico Tim Berners-Lee entregó a su jefe hace 25 años un escueto informe en el que proponía un sistema para mejorar la gestión de información en el Centro Europeo de Física de Partículas (CERN), un documento que contenía las ideas fundamentales para crear la web.

Ese 12 de marzo de 1989, el ingeniero informático tenía 34 años y su superior directo era el físico Mike Sendall, quien, tras leer su propuesta, estampó en la primera página del informe un comentario con el que daba luz verde a una revolución.

'Poco preciso, pero interesante', sentenció el experto en computación sobre el proyecto del británico.


Berners-Lee esbozaba en aquellos folios las líneas maestras de un sistema al que llamaba 'Mesh' -el término 'World Wide Web' no surgió hasta finales de 1990-, pensado para solventar un problema que había detectado en el CERN de Ginebra.


'Esta es una organización maravillosa en la que están involucradas miles de personas, muchas de ellas realmente creativas y todas ellas comprometidas con un objetivo común', explicaba el británico en aquella propuesta original, tratando de ser persuasivo.


'Sin embargo, la información se pierde constantemente. Los detalles técnicos de proyectos anteriores muchas veces se extravían para siempre o se requiere un trabajo de investigación ingente para recuperarlos', argumentaba.


Para solucionarlo, quería 'habilitar un lugar en el que se pueda depositar cualquier información o referencia que se considere importante y en el que resulte sencillo recuperarla'.


Ese 'lugar', que entonces solo existía en la mente del ingeniero, hoy reconocido padre de la web, debía resultar 'suficientemente atractivo' para que los usuarios comenzaran a acumular allí sus datos.


Cuando la cantidad de información almacenada alcanzara cierto umbral, Berners-Lee preveía que 'la utilidad del sistema hará por sí misma que la gente lo use cada vez más'.


El tiempo le dio la razón, y, un cuarto de siglo después, la bola de nieve que puso a rodar ha crecido más de lo que él mismo podía imaginar entonces.


En su despacho del CERN, el británico programó el que sería el primer servidor web y la primera página de la historia, info.cern.ch, que desde hace unos meses está restaurada y activa, con el mismo aspecto austero del primer día.

El sistema que había creado el ingeniero informático despegó realmente en 1993, cuando el 'software' necesario para instalar servidores web se hizo de dominio público y traspasó las barreras del ámbito científico y académico en el que había funcionado durante sus primeros años.


El británico no inventó internet, un sistema de interconexión entre ordenadores que ya existía años antes, sino que creó un entorno que facilitó el uso de esa red y permitió que se convirtiera en un fenómeno de masas.

Desde que creó la web, 17 universidades le han nombrado doctor honorario, ha sido investido caballero del Imperio Británico por la reina Isabel II (2004) y recibió el Premio Príncipe de Asturias (2002), entre otros reconocimientos.

Berners-Lee se convirtió pronto en un activista por la libertad de información en la red y dirige desde 2009 la Fundación World Wide Web, un organismo cuyo objetivo es 'apoyar programas para potenciar la web como un medio para el cambio positivo de la humanidad'. 

Internet para todos

'Los miles de millones de usuarios de internet fueron quienes la han hecho grande. Espero que muchos de ellos se unan a mí hoy en la celebración de este hito importante. También espero que este aniversario abra paso a una conversación global acerca de nuestra necesidad de defender los principios que han hecho que internet tenga éxito, y destrabar el potencial aún sin explotar de la web. Creo que podemos construir una internet que sea verdaderamente para todos: accesible para todos, desde cualquier dispositivo, y que nos dé a todos la posibilidad de alcanzar nuestra dignidad, derechos y potencial como seres humanos. Cuéntanos sobre tu sueño para internet a través de #web25'.

El negocio está en la red

Lo que hace 25 años era un experimento, ahora es uno de los motores clave para el desarrollo económico mundial: la World Wide Web o Internet. Este mundo engloba actualmente diversas industrias que hoy enfrentan el reto de satisfacer la demanda de 2,700 millones de internautas a nivel global.

“Internet reconfiguró la forma en la que vive el ser humano; industrias enteras surgieron a partir de su uso masivo en la década de los noventa y ahora enfrentan el reto de seguir creciendo y generando productos y servicios para la población”, dijo el director de World Internet Project, Fernando Gutiérrez, en entrevista para la cadena CNN, quien subrayó que tanto en el mundo como en México, Internet es la vía para hacer llegar servicios tradicionales a la base de la pirámide, masificar servicios y detonar nuevos modelos de negocio.

México conectado

Proyectos como “México Conectado” que comenzó a promover la Universidad de Guadalajara y la Secretaria de Comunicaciones y Transportes (SCT) busca impulsar el acceso a la banda ancha en sitios y espacios públicos del país.

A través de México Conectado, la SCT ampliará el acceso a Internet en escuelas, universidades, clínicas y hospitales, edificios de gobierno, espacios públicos abiertos y cualquier sitio donde se presten servicios públicos en el territorio nacional. Esto contribuirá a garantizar el derecho de acceso a las tecnologías de información y la comunicación, incluida el de la banda ancha e Internet, que la Constitución ya establece en beneficio de todos los mexicanos.

Hábitos de consumo de internet en México

En nuestro país hay un total de 40.6 millones de personas q se conectan a la Red de Redes. El tiempo diario promedio de navegación de los usuarios es de 4 Horas con 9 minutos (casi media jornada laboral) y los días en los que hay mayor uso de la red son los lunes y viernes. A su vez, el estudio de “Hábitos de consumo digital en México”, publicado por La Asociación Mexicana de Internet (AMIPCI), también revela que las entidades federativas con la mayor cantidad de usuarios son el Distrito Federal, el Estado de México y Jalisco.

Con respecto al uso de internet por parte de las empresas , el estudio desaca que el 84% de las empresas que utilizan Internet tienen contratado a un Community Manager mientras que 8 de cada 10 empresas tienen un perfil activo en Redes Sociales (92% en Facebook y 86% en Twitter). También que 92% de los mexicanos que tienen acceso a Internet accede forma regular a una Red Social, el restante 8% no visita estos espacios por Falta de Interés, por Protección de Datos y por Falta de Tiempo. 64% de estos usuarios son mayores de edad. El mercado de las Redes Sociales está distribuido de la siguiente forma: 90% de quienes usan internet tiene cuenta en Facebook (de hecho las estadísticas de Facebook afirman que actualmente hay más de 41 millones de mexicanos con un perfil activo en esta red social), 60% tiene cuenta en Youtube, 56% tiene cuenta en Twitter, 34% en Google+ y 25% en Hi5.